Sandía Para la Época de Calor

0

Con la llegada de la época de calor acude a nuestra mesa una fruta tan apetecibles como refrescante, no es otra que la jugosa sandía que puede degustarse sola o bien como ingrediente destacado de numerosas recetas.

La sandía

– Su pulpa es muy jugosa, y su sabor, dulce y refrescante.
– Es la fruta que más agua contiene, casi el 95% de su peso, así pues, su valor calórico es escaso.
– El tono rosado que posee la pulpa se lo debe a la presencia de “licopeno”, un potente antioxidante.
– Dado su contenido en agua resulta excelente para calmar la sed y añadir a las ensaladas, bebidas refrescantes y mucho más.

Nutrientes por cada 100 gramos de porción comestible:

– Calorías: 18 kcalorías
– Proteínas: 0.6 gramos
– Grasas: 0.3 gramos
– Hidratos de carbono: 4.5 gramos
– Fibra: 3 gramos
– Potasio: 120 mg
– Magnesio: 11 mg
– Sodio: 4 mg
– Calcio: 7 mg
– Vitamina C: 5 mg
– Ácido fólico: 3 mg

Variedades

Podemos encontrar en el mercado diversas variedades de sandías:

Del país. El fruto es de gran tamaño, su corteza es verde oscura y con vetas.
Su pulpa presenta un color rojo intenso y su sabor es muy dulce y fresco.

Consejo: Sus semillas pueden tostarse en una sartén a fuego lento y tomarse como aperitivo.

Amarillas. De origen chino, presentan una corteza verde veteada y una pulpa de color amarillo intenso menos crujiente que el resto de variedades. No contiene semillas.

Consejo: Al poseer una carne de tono amarillo intenso, se presta a ser combinada con las sandías rojas para conseguir un colorido muy atractivo.

Sin pepitas.
Presenta una corteza de color verde claro con franjas en el mismo tono más oscuras.
También denominada como “bouquet”, posee una pulpa de color rojo muy jugosa y tiene la singularidad de que sus pepitas son muy tiernas y blancas, no molestando en el momento de degustar el fruto.

Consejo: Se recomienda optar por la sandía sin pepitas y las sandías amarillas cuando tengas que emplearla en tu receta favorita y no dispongas de tiempo para eliminar las semillas.

Compra y consevración

– Elige las sandías firmes y simétricas, que no estén rotas, no presenten abolladuras ni puntos blancos.
– Comprueba que está madura golpeándola con los dedos, debe emitir un sonido sordo. Si suena a hueco y es pesada para su tamaño, está en su punto óptimo de maduración.
– Puede conservarse entera en perfectas condiciones hasta dos semanas a temperatura ambiente. Por el contrario, una vez abierta debe guardarse en el frigorífico tapada con papel film y ser consumida en el menor tiempo posible.

Recetas de cocina

Muchas recetas se pueden preparar con la sandía. Aquí te dejamos algunas ideas que podrás tomar en cuenta.

Carreola de Sandía

Esta sandía en forma de carrito de bebe siempre es un éxito en los baby showers! Se ve mas complicada de lo que es, sigue los pasos y observa las fotos.

Sorbete Rojo

Un postre sencillo y delicioso, un sorbete de fresas y sandia, especial para tiempos calurosos, se acompaña con un poco de champaña seca, aunque está es opcional.

Ensalada de Sandía y Queso Feta

Una rica y fresca ensalada de sandia y queso feta.

Sopa Fría de Sandía y Jitomate

Esta rica sopa fría de jitomate y sandía te encantará y está llena de antioxidantes que harán que tu piel luzca muy bien.

Nieve de Sandía

Esta rica y refrescante nieve de sandia está hecha con sandía fresca, jugo de naranja, azúcar y un toque de vodka. Es riquísima. Para hacer esta receta es recomendado utilizar una máquina para hacer helado.

Martini de sandía y melón

Bebida hidratante.

Responder