La importancia de las vitaminas C y A en Invierno

0

El déficit de vitamina C reduce la resistencia a las infecciones, lo que puede comprometer nuestra salud durante días o semanas. Las verduras de la familia de las coles son las más ricas en vitamina C y ácido cítrico, que potencia la acción beneficiosa de esta vitamina. Igualmente, se consideran fuente importante de antioxidantes naturales: antocianinas (color morado), beta-carotenos (color amarillo-anaranjado-rojizo, enmascarado por la clorofila) y compuestos sulfurosos.

Recetas de cocina con Vitaminas a y e

Por otra parte, nuestro organismo necesita vitamina A para mantener en buen estado la piel y las mucosas (entre ellas, las que recubren el interior de los bronquios) y reducir el riesgo de afecciones respiratorias. La zanahoria es el alimento más abundante en betacaroteno, antioxidante que en el intestino acaba transformándose en vitamina A a medida que el organismo la necesita. Las hojas del nabo, además de su riqueza en folatos, vitamina C y vitamina E, contienen betacarotenos en importante cantidad.

Las verduras de hoja de temporada (acelga, espinacas, endivia, borraja) son ricas en folatos y fibra y aportan asimismo beta-carotenos (el color naranja está enmascarado en estas verduras por el pigmento clorofila) y vitamina C (salvo la endibia). Al igual que en el resto de verduras, las hojas más externas son las más vitaminadas. El betacaroteno o provitamina-A no se destruye con el calor, por lo que esta sustancia no se ve disminuida con la cocción de los alimentos. Con un consumo abundante de estas verduras mejoraremos el estado de la mucosa bronquial y aliviaremos la tos.

A diferencia de la anterior, la vitamina C es sensible al calor y a la oxidación. De ahí el interés de incluir cada día verduras crudas en forma de ensaladas o ligeramente cocinadas para minimizar las pérdidas de este nutriente en las épocas de Invierno, principalmente.

Recetas de cocina

Te dejamos recetas de cocina recomendadas que incluyen este tipo de vitaminas, y que además son perfectas para preparar en casa y de forma fácil.

(es recomendable hacer click en el título de la receta para ver más detalles de preparación de la misma)

Souffles Calientes de Naranja y Cointreau. Para los que les encanta cocinar, este souffle de naranja queda buenísimo. Sigan los pasos al pie de la letra y no hay pierde.

Gallinitas de Guinea con Naranja. Una muy buena receta para preparar las galllinitas de guinea en el horno con una salsa de jugo de naranja, vino blanco, soya y miel de abeja.

Sopa de Zanahoria con Naranja y Estragon. Sopa cremosa de zanahoria preparada con un poco de jugo de naranja y estragón. Baja en grasas y llena de vitaminas A y C.

Arroz con Leche con Naranja. El tradicional sabor del arroz con leche, con el toque cítrico de la naranja.

Receta de Arroz con Leche con Naranja

Peras Poche con Naranja y Miel. Poché es una técnica para cocinar fruta fresca y volverla en un delicioso postre. Esta receta de peras con naranja ymiel es muy rica y saludable.

Sopa de Pastitas con Jitomate y Queso. Esta receta de pastitas con salsa de jitomate y queso es ideal para niños de 7-12 meses. La receta es rica en vitamina C y vitamina E y es muy fácil de comer.

Ensalada de Fresas y Pimiento Amarillo. Una saludable ensalada, rica en fibra y vitamina C.

 

Para más recetas saludables con vitaminas, haz click aquí.

 

 

Responder