Prepara tus propias mermeladas caseras

0

No hay nada mejor que contar con una rica mermelada en el refrigerador para disfrutar de un pan tostado o unos hot cakes durante el desayuno o la cena, es fácil, rápido y rico. Lo malo es que algunas mermeladas tienen demasiado azúcar y conservadores por lo que no son muy sanas, por mucho que la etiqueta lo diga. Lo mejores es hacer las tuyas propias y saber exactamente qué contienen y es por eso que hoy te compartimos 5 recetas de nuestras mejores mermeladas.

Mermelada de piña

mermelada pina

Si te gustan los sabores aciditos y tropicales esta mermelada te va a encantar. A diferencia de la mermelada comercial tu puedes controlar la cantidad de azúcar que le añades o la textura que más te guste, por lo que puedes crearla exactamente como te gusta a ti y a tu familia. Puedes usarla tanto para postres como para desayunar e incluso para platillos salados como chuletas y pierna de cerdo.

Mermelada de fresas

mermelada fresa

Si hay una reina de las mermeladas, esa es la mermelada de fresa. Los niños las aman y van con cualquier tipo de desayuno que te puedas imaginar, es el mejor acompañante de un pan tostado. No olvides siempre guardarla en el refrigerador pues al no tener conservadores debes cuidarla para que te dura lo más posible, aunque en realidad, es posible que se acabe desde el primer día.

Mermelada de durazno

mermelada durazno

Otro clásico mañanero es la mermelada de durazno. Esta preparación no toma más de 20 minutos en hacerse y apenas necesitas cuatro ingredientes para tenerla lista. Es ligera, sedosa y multiusos puedes usarla con pan pero también para decorar y darle otra dimensión a tus galletas y pasteles. Recuerda que si quieres añadirle otras especias como vainilla o canela también puedes jugar con la receta.

Mermelada de chiles

mermelada chiles

¿Quién dijo que la mermelada debe ser dulce? Si te has fijado en los restaurantes se hace cada vez más famosa esta mermelada pues es una gran alternativa gourmet a las salsas tradicionales. Se trata casi de una crema con el sabor ahumado de los chiles anchos y pasilla que tiene ese sabor saladito y a ajo, pero que también cuenta con una dulzura especial. Es ideal para chapatas o incluso para carnes a la parrilla.

Mermelada de naranja

Hay varias formas de obtener esa vitamina C que necesitas para los meses fríos del año, y esta es la manera más dulce y divertida. La mermelada de naranja es súper fácil de hacer y está llena de sabores que van de la vainilla a la canela pasando por la súper fragante ralladura de naranja. Sin duda es una preparación dulce que tendrá éxito con tu familia o durante un brunch con tus amigas.

Responder