Combate el estrés con alimentación

1

En la actualidad, el estrés se presenta como una constante en la vida de muchas personas. Ya sea que se presente por motivos personales o laborales, el estrés afecta nuestro estado de ánimo y salud. Afortunadamente, existen alimentos que ayudan a contrarrestar los efectos del estrés en nuestro organismo.

Por lo general, cuando decimos que estamos bajo mucho estrés, no llegamos a comprender o simplemente no tomamos en cuenta todos los efectos que esto tiene sobre nuestra salud. En términos generales, el estrés se refiere a los efectos secundarios ocasionados cuando una persona no logra responder apropiadamente a una situación en su vida. Esto se refleja en el organismo en tres etapas: el primero es un estado de alarma en el que el cuerpo produce adrenalina, el segundo es un mecanismo de resistencia que el cuerpo activa para enfrentar el problema y, finalmente, llega la etapa de agotamiento físico.

Es muy común que una persona estresada reaccione ante este tipo de situaciones con antojos de comida. Desafortunadamente, el tipo de alimentos que solemos consumir en estos casos (bebidas energéticas, cafeína, comida rápida, etc.) solo agravan el problema.

Leer: Esta bebida, además de ser deliciosa, te dará mucha energía. ¡Pruébala!

¿Qué tipo de alimentos puedo consumir para reducir el estrés?

Existen ciertos alimentos que, gracias a sus propiedades naturales, nos ayudan a combatir los efectos del estrés en el organismo. Los ingredientes ricos en Omega 3 promueven la actividad de los neurotransmisores, los cuales están relacionados con la regulación del humor, las emociones y la alternancia entre vigilia y sueño. Para obtener los niveles necesarios de Omega 3 se recomienda consumir pescados grasos y productos lácteos.

Leer: Un salmón glaseado es lo que tu cuerpo te está pidiendo. ¿Se te antoja?

El complejo B, en particular la vitamina B9, activa ciertos neuromediadores que regulan el humor. Si presentas síntomas como insomnio o irritabilidad, complementa tu alimentación con levadura de cerveza, leguminosas, espinacas y brócoli.

Leer: Las espinacas son muy versátiles. Descubre 10 maneras de prepararlas.

Finalmente, los carbohidratos fungen un papel esencial en el manejo del estrés, ya que son estos los que le dan la energía al cerebro para su adecuado funcionamiento. Los hidratos de carbono promueven la producción de triptófano en el cerebro, el cual está relacionado con la secreción de serotonina, la hormona de la felicidad. Cuida que tu consumo de carbohidratos no venga de alimentos “chatarra”, y mejor elige pan, arroz, pasta y papas.

Leer: ¡Que no se te bata el arroz! Aquí te decimos cómo preparar un clásico arroz blanco.

Recomendaciones:

Evita en la medida de lo posible ingerir alimentos del tipo de comida rápida. Los ingredientes de estos platillos y sus niveles nutrimentales (por ejemplo, la cantidad de sodio) solo empeoran los síntomas del estrés.

No te saltes comidas. Procura iniciar el día con un desayuno que te aporte la energía necesaria para trabajar durante la jornada y respeta los horarios de comidas, no esperes a sentirte hambrienta.

Vigila tu consumo de cafeína. Si bien una o dos tazas de café pueden ser incluso buenas para la salud, un exceso de este puede provocar efectos negativos tanto en el cerebro como en el sistema nervioso.

Leer: ¡Ya no hay pretextos para no comer sanamente en la oficina! Te encantarán estas recetas.

 

TIPS DE SALUD KIWILIMON