El MITO sobre el dolor después de hacer ejercicio

0

¿Alguna vez te ha pasado que después de hacer ejercicio sientes dolor incluso al sentarte? Por lo general, solemos pensar que esto significa que hicimos un buen trabajo.

¿Y si te dijéramos que el dolor no es sinónimo de efectividad?

Descubre la verdadera razón de este malestar.

Típico. Un día después de una fuerte rutina de ejercicios sientes que te duele todo: levantarte, sentarte, hasta reír te puede hacer sentir cada músculo que trabajaste.

Y tú piensas: “Genial, trabajé muy bien mi cuerpo”. Sin embargo, esta idea puede no ser del todo cierta.

Recomendamos: Escuchar música mientras te ejercitas tiene grandes beneficios. Descúbrelos.

El dolor muscular post entrenamiento es un reflejo de los movimientos y el esfuerzo que hizo tu cuerpo al someterse a un nuevo tipo de ejercicio.

Cuando inicias una nueva rutina, tus músculos deben contraerse y ampliarse de formas que muy seguramente no estén acostumbrados.

Recomendamos: ¿Sabías que el jengibre calma el dolor muscular en un 20%? Conoce otros ingredientes que pueden ayudarte a mejorar tu rendimiento.

Como resultado, las siguientes 12-72 horas después del ejercicio, tu cuerpo experimentara algo llamado “Dolor muscular de aparición tardía”, que no es nada más que tus músculos ajustándose a los nuevos movimientos y esfuerzos.

Dependiendo de cada persona, este periodo de adaptación puede tomar desde un par de días hasta unas semanas.

Recomendamos: ¿Solamente cuando sudas mucho quemas calorías? Conoce la verdad detrás de este mito.

Pero, ¡ojo! El hecho de que no sientas dolor después de hacer ejercicio no significa que la rutina haya dejado de ser efectiva. Simplemente, tu cuerpo se ha acostumbrado al entrenamiento.

Si te preocupa conocer la efectividad de los ejercicios que realizas ponte a pensar en tu propio desempeño: aumento de la resistencia, mayor fortaleza, mejor condición física, etc.

Jamás cometas el error de compararte con alguien más, ya que las características y las reacciones varían enormemente de una persona a otra.

Cuando veas que la rutina ya no está teniendo impacto en tu condición física o sientas que el ejercicio es monótono, considera variar tu entrenamiento. Recuerda que para obtener buenos resultados es necesario que disfrutes el ejercicio y te diviertas haciéndolo.

Recomendamos: Saca el máximo provecho a tu rutina con estos ingredientes súper energéticos.

Responder